Barcelona 93 218 26 54 - Madrid 91 827 03 29 - Santander 942 76 03 61 - Sevilla 955 548 839

Vender una nuda propiedad con usufructo vitalicio: Todo lo que debes saber

Sabemos que la nuda propiedad es una solución muy interesante tanto para comprador como para vendedor. Para el primero, porque puede acceder a una inversión que le convierte en propietario de la vivienda, aunque no tenga derecho a su uso hasta el final del usufructo, y va a encontrar una rentabilidad muy importante a medio plazo. Para el vendedor, porque recibirá una importante inyección económica al vender su casa y, pese a ello, en su condición de usufructuario podrá seguir disfrutando de ella. Ahora bien, es fácil que en el proceso surjan dudas sobre aspectos relacionados con esta solución. Una de las más habituales es ¿se puede vender una nuda propiedad con usufructo vitalicio?

¿Qué es el usufructo de una casa y por qué es importante al vender la vivienda?

El usufructo de una vivienda viene a ser el derecho de usar y disfrutar un inmueble ajeno de un modo completo y sin alterar su modo de ser. Es por ello que es un aspecto fundamental saber cuando nos preguntamos si es posible vender una nuda propiedad con usufructo vitalicio. El propietario del inmueble en este caso será el nudo propietario, que, pese a ello, no tiene derecho al uso de la vivienda hasta la extinción del derecho del usufructo, cuya duración habrá sido previamente acordada según la legislación vigente.

Por su parte, la persona que cuenta con el derecho del uso y disfrute de la vivienda es el denominado usufructuario. Cuando hablamos de una casa lo normal es que la persona que ostenta el usufructo cuente solo con la facultad de disfrutar la vivienda, pero en circunstancias especiales, y si así se ha acordado, el usufructo puede ir un poco más allá.

Hablamos, por ejemplo, del usufructo de un terreno rural en la que se cultiva algún tipo de productos de la tierra. En ese caso, si así ha sido acordado, el usufructuario podrá gozar también de lo cultivado e, incluso, de la rentabilidad de lo que se ha producido.

Del mismo modo, el usufructuario debe hacer frente a varios tipos de obligaciones respecto a la vivienda que disfruta y al usufructuario en general. Las principales de ellas es que se conserve la vivienda en perfecto estado y que cuando se extinga el usufructo pueda ser disfrutada o rentabilizada por el nudo propietario, según su interés. El uso y disfrute de la vivienda en cuestión pasará a formar parte del nudo propietario cuando finalice el periodo de usufructo, alcanzando así el pleno dominio sobre la misma.

  Cómo conseguir dinero extra en la tercera edad

Tener en cuenta la existencia del concepto del usufructo es fundamental, ya que nos abre los ojos ante la posibilidad de vender una vivienda en usufructo. Se trata de una posibilidad cada vez más habitual por las oportunidades que otorga a las dos partes. Vamos a verlo más claramente en el siguiente apartado.

¿Se puede vender una vivienda en usufructo?

Esta es una de las dudas más habituales que se pueden plantear al tener una vivienda en usufructo. La respuesta es sí: se puede vender la nuda propiedad con usufructo vitalicio. Sin embargo, es absolutamente necesario tener claro que el poseedor del usufructo vitalicio seguirá teniendo derecho a él.

¿Esto qué quiere decir? El comprador se convertirá en nudo propietario, pero las condiciones no cambiarán respecto a la situación anterior. Esto significa que quien adquiera la vivienda será su propietario, pero no podrá acceder a su uso y disfrute hasta que se extinga el periodo de usufructo. En el caso que planteamos, que es el del usufructo vitalicio, el nudo propietario no tendrá el pleno dominio de la vivienda hasta que fallezca la persona o personas que tengan el derecho de usufructo.

De cualquier modo, existen diferentes opciones cuando se decide vender una vivienda con usufructo. Pasamos a detallarlas a continuación:


Calcula tu renta vitalicia aquí

Venta de la nuda propiedad y del usufructo tras un acuerdo entre las partes

Sin duda se trata de la fórmula más sencilla, ya que parte de una decisión conjunta tanto del nudo propietario como del usufructuario. Por los motivos que sean uno y otro deciden vender sus respectivos derechos y, por lo tanto, el pleno dominio de la vivienda.

Según esta fórmula, el nudo propietario recibirá un dinero acorde con el valor de la nuda propiedad de la vivienda. Por su parte, el usufructuario conseguirá el dinero correspondiente al valor del usufructo y dejará de tener derecho al uso y disfrute de la vivienda, que pasará a estar en posesión del comprador que ha adquirido el pleno dominio de la vivienda.

Venta de la nuda propiedad manteniendo el usufructo

Es una fórmula cada vez más habitual y que supone que solo se vende la propiedad, pero no el derecho de usar la vivienda. Esto se puede dar cuando el legítimo propietario decide recibir un dinero que le da la tranquilidad de vivir el resto de su vida sin estrecheces económicas a cambio de la nuda propiedad, pero manteniendo el derecho a vivir en la vivienda hasta su fallecimiento. Si ese es tu caso y estás pensando en vender en nuda propiedad tu residencia, en Vittalias te facilitamos toda la información que necesites y ayudamos en todas las gestiones.

  Programa tu retiro gracias a la renta vitalicia  

Como decíamos, también se puede dar la posibilidad de que sea el nudo propietario quien desee vender su derecho de nuda propiedad. Puede hacerlo, pero teniendo en cuenta que el usufructo que se haya firmado se mantendrá con el nuevo propietario hasta su extinción.

Venta del usufructo

En este caso es el usufructuario el que decide, por el motivo que sea, vender su derecho a usar y disfrutar de la vivienda. Lo más habitual en estas situaciones es que la venta se haga al nudo propietario, que adquiere así el pleno dominio sobre la vivienda.

Aunque es más extraño, también puede ocurrir que se venda el usufructo a una tercera persona. En este caso, el usufructo del comprador solo durará hasta que se extinga el periodo negociado por el anterior usufructuario. Es decir, en caso de que el usufructo se considerara extinguido con el fallecimiento del usufructuario que ha vendido su derecho de uso y disfrute, cuando este muera el nuevo usufructuario dejará de poder disfrutar del uso de la vivienda.

Ahora ya sabes todo sobre vender una nuda propiedad con usufructo vitalicio. En Vittalias llevamos años trabajando con usuarios que quieren vivir de la Renta Vitalicia. Si tienes más de 70 años y quieres saber cuál es el valor de tu vivienda, en nuestra página web puedes encontrar nuestra calculadora de renta vitalicia totalmente gratuita. Sigue los pasos para calcular cuál sería el valor percibido y ponte en contacto con nosotros si estás interesado en más.

Esta es una de las dudas más habituales que se pueden plantear al tener una vivienda en usufructo. La respuesta es sí: se puede vender la nuda propiedad con usufructo vitalicio. Sin embargo, es absolutamente necesario tener claro que el poseedor del usufructo vitalicio seguirá teniendo derecho a él.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *